¿Quién dice que la curiosidad mató al gato?

La curiosidad no daño a este lindo gatito. Todos hemos escuchado en algún momento el popular dicho que proclamaba la abuela cada vez que se indagaba más allá de lo permitido, esa frase típica con la que se dejaba de preguntar y se olvidaba el tema: “La curiosidad mató al gato”. Este vídeo es la representación explícita de que la curiosidad no mata sino enseña, pues probablemente este gatito no volverá meter su cabeza en ningún recipiente de este estilo.

A sí mismo, la voluntad preciada de aquellos que acuden a su rescate, pues no necesitas ser animalista, ir a marchas en contra del maltrato animal y el cuidado ambiental sino solamente aportar ayuda aquellos que lo necesitan, deslindar las barreras que para algunos se ven grandes y para otros un poco más pequeñas. Finalmente queda por decir, que espero que la curiosidad te lleve no sólo a chequear el vídeo sino a buscar causas más allá de lo aparente.

Gato atrapado en frasco de vidrio

Compartir